Band Of Horses: In A Drawer

Realmente no es ni remota ni estrictamente necesario escribir tanto y tanto y tanto y tanto para poner de relieve la calidad, el talento, la fuerza o cualesquiera que sean las cualidades de un grupo o artista. Ni tampoco para resaltar la belleza, la potencia, el lirismo o cualesquiera que sean las virtudes de un tema.

Tampoco hace falta documentarse durante horas y horas -e incluso sucesivos días- ni aportar gran cantidad de datos o imágenes. Soy consciente de todo ello, a la vez que usualmente meticuloso y puede que incluso un poco masoquista. Aunque me gusta escribir entradas de esa naturaleza, ir viendo cómo van tomando forma y al final tener la sensación de haber creado algo “con cuerpo”, sustancia y cierta solidez.

Band Of Horses es uno de mis grupos preferidos, sin duda. Publicaban nuevo disco este pasado mes de junio, titulado “Why Are You OK”, y hablaba de ello en esta entrada.packshotHay unos cuantos grandes temas en este disco, al que no podemos calificar de obra maestra de aquéllas que te dejan con la boca abierta, pero sí que merece un notable -vamos a decir un 7 o un 7’5, según algunos críticos, aunque esto es personal y discutible-.

Cierta bloguera a la que aprecio mucho expresó que Band Of Horses le provocaba cierta división de sentimientos. Pues chica, yo debo confesar que me encantan, aunque reconozco que es un grupo muy peculiar en su estilo. Realmente son únicos e inconfundibles. Pero no hay duda del enorme talento compositivo de Ben Bridwell y compañía. También debo confesar que, aunque me gusta ese carácter atmosférico con el que a veces se arropan, me deja a veces algo insatisfecho esa naturaleza calmada e intimista de muchos temas, pero esto es algo inherente a Bridwell. Me gustaría una mayor proporción de temas más cañeros, potentes, rockeros y eléctricos en suma.

boh

El quinteto actual lleva cierto tiempo juntos. De izquierda a derecha: Tyler Ramsey, Bill Reynolds, Ben Bridwell, Creighton Barrett y Ryan Monroe

Pero la banda tiene su fuerza y sabe liberar la energía cuando es preciso, y de qué manera. Parece que administren esa fuerza deliberadamente, o que la liberen con una especie de espita. Y esto es lo que sucede precisamente con este tema, “In A Drawer”, uno de los mejores del álbum sino acaso el mejor: El estribillo es liberado abruptamente, y literalmente nos explota no sólo en los morros, sino también en los oídos.boh1[De izquierda a derecha: Tyler Ramsey (guitarra, voces), Bill Reynolds (bajo), Creighton Barrett (batería), Ben Bridwell (voces, guitarra, pedal steel, teclados) y Ryan Monroe (teclados)]

En este tema en cuestión se da una triple colaboración: J Mascis de Dinosaur Jr. y las voces femeninas de Jenn Champion y de Sera Cahoone, que ya había colaborado con la banda en su álbum de debut -compartiendo créditos a la batería- y que se reinventó, pasando de tocar la batería a cantautora heredera del country folk.

Atención a cómo crece el tema. Empieza tranquilo, con peculiares acordes de guitarra y un bajo atronador pero distante y con unas baquetas marcando el ritmo, va ganando cuerpo cuando entra la electricidad, para ya estallar en el pegadizo estribillo. Una canción con marcado carácter pop, pero sensacional al fin y al cabo. Y el vídeo en sí es impagable, rescatando viejas joyas de la televisión…

Acerca de whatgoesaround

Desde Barcelona. Me fascina el misterio, y hay infinitas preguntas y enigmas sin respuesta. La música, otra gran pasión.
Esta entrada fue publicada en INDIE ROCK, ROCK. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s