Crystal Fighters: Follow

En este mundo todo está conectado, y esto va a ser una pequeña demostración…

Como culé que soy -desde pequeño- no puedo decir esto con mayor orgullo: Es curioso cómo el mejor jugador del mundo, probablemente el mejor futbolista de todos los tiempos –Leo Messi, quién iba a ser- me descubrió al grupo Crystal Fighters

Messi acababa de ganar su cuarto Balón de Oro consecutivo -2009, 2010, 2011 y 2012- y con motivo de tan espectacular gesta, Adidas sacó este vídeo como homenaje al jugador azulgrana. Escuchad (y ved esta pequeña maravilla de la animación)…

Claro, la pregunta obvia al escuchar esta música tan atrayente, vital, saltarina y enigmática asaltó mi cabeza y seguro que la de muchos otros: Pero…¿quién interpreta esta maravilla? Porque es una maravilla, con esa sonoridad tan peculiar. Y esto es debido a un instrumento también muy peculiar: El instrumento de percusión vasco conocido como txalaparta

Hice los deberes y averigué con celeridad el nombre del tema –Follow– y el del grupo: Crystal Fighters. Las dos preguntas básicas quedaban contestadas. Esta formación goza de un gran predicamento y bastante popularidad en España, habiendo actuado varias veces en infinidad de ciudades. Y tienen una nutrida y creciente legión de fans. Por todo ello no es extraño encontrar numerosa información en la red sobre el grupo, así como reportajes y entrevistas realizadas por medios españoles.

Los Crystal Fighters se crearon en el 2007 en Londres. La banda la formarían Sebastian Pringle (voz principal, guitarra), Gilbert Vierich (parte electrónica, guitarras, txalaparta y percusión) y Graham Dickson (guitarra y txalaparta), a los que se unirían Laure Stockley y Mimi Borelli a las voces. En el 2010 incorporaron al italiano Andrea Marongiu a la batería y percusiones.image_content_5758773_20161202015559

(De izquierda a derecha: Graham Dickson, Sebastian Pringle y Gilbert Vierich)

cfighters

(Sebastian Pringle, Laure Stockley -pero qué guapa-, Graham Dickson, Mimi Borelli y Gilbert Vierich)

Morelli y Stockley ya no pertenecen a la banda, de hecho ya no intervienen en el segundo trabajo del grupo, mientras que Andrea Marongiu desgraciadamente falleció en septiembre del 2014 al parecer por un fallo cardiaco, siendo sustituido por Daniel Bingham. Hay que señalar que posteriormente la vocalista Eleanor Fletcher se incorporó al grupo -y también Clarissa Land-, y acabó desplazando a Morelli y Stockley, aunque éstas siguen apareciendo en algunas presentaciones en vivo de la banda.

andrea-marongiu

Andrea Marongiu

La banda tiene hasta el momento tres álbumes publicados:

  • Star of Love (2010)
  • Cave Rave (2013)
  • Everything Is My Family (octubre del 2016)

Laure Stockley tiene ascendencia vasca, y aunque solo participó en el primer disco, esto es un hecho clave que ha marcado los derroteros del grupo y el empleo de ciertos instrumentos. En primer lugar sepamos de dónde ha sacado el nombre este grupo. El blog El rincón de la desconexión -por ejemplo- nos lo explica:

“El grupo tomó su nombre Crystal Fighters de una ópera inacabada compuesta por el abuelo de Laure (Stockley) durante sus últimos y dementes meses de vida. Laure encontró por casualidad el manuscrito mientras limpiaba la solitaria casa de campo del anciano en el País Vasco. Pronto se obsesionó con los intrigantes garabatos de su interior, y decidió compartirlo con el resto. Cautivada por los presumiblemente proféticos manifiestos, la banda tomó el nombre de la obra en un intento de mantener vivo el espíritu salvaje y trastornado del abuelo. “Empezamos a escribir música sobre el libro y aprender sobre la cultura vasca y cómo ha evolucionado la música e historia. A partir de allí, decidimos que queríamos terminar la ópera y hacer un show en vivo que girase a través de algunos de los increíbles y locos pasajes de este libro. Entonces elaboramos este show en vivo alrededor del libro y escribimos nueva música basada en esta dirección y mirando la música vasca en su conjunto”, explicaba Vierich.”

Esa ascendencia vasca de Stockley así como el descubrimiento de ese manuscrito hizo que se interesaran en la cultura vasca y que empezaran a usar ciertos instrumentos vascos en sus discos y conciertos. Por ejemplo el danbolin y el txistu7171385634_a36ef678fd_m…en algunos medios también danbolina. En inglés aparece denominado como “pipe and tabor” (flauta y tabor, que es una especie de tambor de la época medieval; también aparece en otros medios “silbato y tambor”), y asimismo se le puede llamar tamboril o tamborín. Suele ir acompañado del txistu txirula -y la persona que la toca es un txistulari-, y la definición básica es “una flauta de tres agujeros perteneciente a toda una familia de flautas de pico tocadas con una sola mano.” Otra definición, encontrada en euskadi.eus nos dice que “el txistu se acompaña del danbolin. Se trata de una flauta de pico que tiene tres orificios y de un pequeño tambor cerrado con un solo bordón.” 

O en suma, como nos dice la Wikipedia sobre el txistu, “se usa para ayudar a silbar, marcando el ritmo. Mientras el txistulari toca el silbato en la mano izquierda, toca con la mano derecha un tambor para marcar el ritmo de la melodía.” basauri_danbolin_kalejira_201048928-lore-jokoak-07-txistu-y-danbolin227613740_1161345_223(Debo decir, por cierto, que esto es solo un mero apunte informativo, ya que veo que la complejidad y los detalles de toda esta temática son considerables. En diferentes puntos de la geografía española, como León, Cantabria o Aragón, recibe diferentes nombres, e incluso se adivinan conexiones con la gaita. Tan solo en el País Vasco podríamos encontrar toda esta serie de vocablos para el txistu, que como puede verse va fuertemente asociado al danbolin, al tocarse juntos: txilibitu, txurula, txirola, txürula, txulula, txilibitulari, txilibistari, danbolin, danbolinari…)

Pero volvamos al grupo británico, porque parece que “la estrella” de estos instrumentos autóctonos de Euskadi y que emplean con frecuencia es la txalaparta (especie de xilófono gigante de madera):

“La txalaparta es un instrumento de percusión vasco. Consiste en paneles de madera horizontales colocados en dos soportes. Las maderas más comunes eran castaño, aliso y fresno. La txalaparta se toca con cuatro palos, cada uno de los txalapartari tiene dos palos. Según la tradición, un intérprete se denomina “ttakuna” (“tukutuna” o “BIA”) y el segundo músico “cojo” (“pikatzailea” “urguna” o “uno”). El primero establece el equilibrio o el orden, mientras que el segundo crea un desequilibrio.”

Atención a esto, porque es una definición poética bellísima, me ha dejado impresionado:

“La txalaparta: se define como el sonido que se reproduce sobre este instrumento vasco, primitivo y moderno a la vez, formado por 4 tablones de madera, de distintas especies, y sobre los cuales dos músicos, frente a frente, golpean con sus palos (makilak).

“Txalaparta” es el eco de un silencio y de una quietud explicitados: la soledad del valle repentinamente calada por el galope del caballo (“zaldi”) golpeando el suelo con sus cuatro patas, como dos “Txalapartaris” tocando cada uno la madera con sus dos palos (“Makilas”). El instrumento es hembra, pero su canto es macho: La verticalidad golpeando la horizontalidad, el movimiento recorriendo la inmovilidad, el macho acoplando a la hembra, la lluvia aliviando la sequedad del suelo, el tiempo ganando espacio…”

(En ibasque.com )

Crystal Fighters con la txalaparta

Dena Flowscrystalfighters03

El grupo en el Wilderness Festival en Cornbury Park, Oxfordshire, en el 2016…

Pero hay mucho más en cuanto a instrumentos: Crystal Fighters también emplean en algunos de sus cortes el ukulele (o ukelele), el kalimba (instrumento idiófono, con caja de resonancia y unas laminillas, una especie de acordeón de mano, muy extendido por todo el continente africano)… 290843…o el charango, que es un instrumento de cuerda principalmente usado en la región de la cordillera de los Andes…1200px-bolivian_charango_001El grupo explica que se siente muy a gusto en tierras vascas, con sus gentes y con su público. Pringle cuenta en una entrevista que se pasó 6 meses allí, aprendiendo a tocar la txalaparta y también a hablar castellano -además ha pasado un tiempo en las Islas Canarias-. Y para acabar de rizar el rizo, presentaron oficialmente su segundo disco, Cave Rave (“fiesta en la cueva”) en las famosas cuevas de Zugarramurdi (Navarra). Esto sucedía el 29 de agosto del 2013, ante unos pocos seguidores y 300 periodistas…

“A 400 metros de Zugarramurdi, “el pueblo de las brujas“, se sitúa una cueva donde nació una escena de rituales paganos en el siglo XVII en la que hombres y mujeres escapaban de la rutina diaria y celebraban fiestas salvajes. Crystal Fighters han decidido acoger aquí su propia “rave en la cueva” (lo que vendría a ser la traducción literal del título de su disco) encabezando un cartel que también incluye artistas de la zona, como los vizcaínos Belako y el sexteto navarro Wilhelm & The Dancing Animals.”

“Unas cuevas donde las celebraciones paganas tenían lugar en la antigüedad y que en el proceso inquisitorial de 1609 a 1614 fueron presentadas como prueba evidente de que en Zugarramurdi se desarrollaban actos donde se ejercía la brujería.”

a85f8e570c8282751b6ce269043ad1a6_xlimg_1066

Por si aún a estas alturas no ha quedado claro que nos hallamos ante un grupo interesantísimo y muy peculiar, decir que recogen influencias de grupos españoles como Golpes Bajos, Aviador Dro, Las Vulpes y Dulce Venganza, es decir, de ritmos ochenteros del punk y de música experimental electrónica . Los propios miembros del grupo se definen así, de nuevo citando el blog El rincón de la desconexión (sensacional artículo para empaparse de la historia del grupo): “Nos consideramos una mezcla de folk, electro, punk, techno, dubstep y pop español.”

El intentar encasillarlos es uno de los caballos de batalla en cuanto a su identidad musical: Son una mezcla, como se ha dicho, de folk y de música electrónica y de baile, de dubstep y alternative dance. Una etiqueta que se inventó al respecto, y usada también por ejemplo con el grupo Bon Iver, es la de folktrónica. ¿Indie rock, synthpop, indie pop? También.

Paul Lester para The Guardian subtitulaba un artículo suyo diciendo “The UK’s Crystal Fighters are reinventing Spanish folk. How?” y describiendo su música como “what would happen if you went back 100 years, dropped a load of recording equipment into a remote Basque village and left the villagers, steeped in folk music, to their own devices.”

La banda empezó a llamar la atención de los medios con sus temas, pese a tener solamente dos discos en el mercado, especialmente de la prensa británica, que les dedicó elogios y empezó a hablar de lo interesantes, rompedores e inclasificables que son. Su popularidad fue creciendo poco a poco y hoy en día pueden decir que muchos de sus temas han sido remezclados o versionados por otros artistas. Han actuado en infinidad de festivales, y de hecho la energía de sus directos es una de sus grandes bazas. Un reportaje en la web de rtve.es emplea las expresiones “chute de adrenalina” y “catarsis colectiva” para referirse a sus conciertos:

“Con solo dos discos en el mercado (Star of Love, 2010, y Cave Rave, 2013), Crystal Fighters se han convertido en imprescindibles en los carteles de los festivales de verano -estuvieron en todos los importantes de España-, pero, pese al éxito, mantienen su filosofía ‘hippie’ de vida, que trasladan a sus letras y adaptan a la música electrónica. Y así consiguen llegar a los jóvenes.”

Filosofía hippie, efectivamente, que se traduce por ejemplo en una estancia en Costa Rica para estar en contacto con la naturaleza, o en la práctica de yoga, meditación o deportes como el skateboard y el surf. Esto tiene su extensión también en la forma de vestir o en los directos, donde van ataviados con vistosos y coloridos atuendos o con penachos de plumas. p9a8269feature

crystaligeldo-575x323

Con las dos vocalistas actuales: Eleanor Fletcher a la izquierda y Clarissa Land a la derecha

die-crystal-fighters-hier-waehrend-eines-auftrittes-im-rahmen-des-berlin-festival-2014-trauern-um-ihren-drummer-andrea-marongiu

2016coachellavalleymusicartsfestivalt2hfuhm9isyx

Eleanor Fletcher, Sebastian Pringle y Clarissa Land en Coachella

clarissaland2016coachellavalleymusickqmsmdzearzl

Clarissa Land

p01bxw2y

Ellie Fletcher

pic2b5

No vienen de otro mundo: Vienen de Londres y se llaman Crystal Fighters

En suma y para terminar, estamos ante una de las bandas más interesantes y peculiares de la escena musical, y sin duda no puede negárseles que tienen una acusada personalidad. En otro artículo, rtve.es sintetiza muy bien lo que representa esta formación:

“​Pocas bandas actuales representan tan bien como Crystal Fighters el espíritu hippie de finales de los años 60 e inicios de los 70, adaptándolo al tiempo presente. Como si se tratase de una versión actualizada de aquella época, esta formación londinense parte de ritmos y elementos folk-rock (con fuertes raíces en el folklore vasco) para experimentar con sonidos de la música electrónica contemporánea.”

Esta entrada fue publicada en DANCE MUSIC, INDIE FOLK, INDIE POP, INDIE ROCK, MÚSICA ELECTRÓNICA, WORLD MUSIC. Guarda el enlace permanente.

19 respuestas a Crystal Fighters: Follow

  1. lunapaniagua dijo:

    ¡Qué buenos! Me encanta el sonido de la txalaparta. Desde luego que originalidad no les falta.
    Como curiosidad (aunque igual lo has leído documentándote), también existe la “harriparta”. Las planchas en lugar de ser de madera son de piedra (harri = piedra), es mucho menos oída que la txalaparta.

    Me gusta

    • Hola. Te puedo asegurar que para mí ha sido increíblemente reconfortante escribir sobre esto, profundizar y descubrir, porque siempre digo que escribiendo entradas y documentándose se aprende una pasada. Así he pasado de los simples vocablos txistu o txalaparta a saber mucho más.
      No, no había escuchado la palabra harriparta, pero sí vi al final que se fabricaban en otros materiales. La sorpresa para mí fue que pensé “materiales plásticos, modernos, sintéticos” y sin embargo leí…piedra, pero lo dejé ahí. Muy interesante. Oye, es alucinante las conexiones en distintos puntos de España con el tema txistu-danbolin, supongo que en Asturias o Cantabria ha de ser muy parecido. Y es más, en todo el continente europeo. En realidad lo de tamborín procede de un instrumento de la Provenza francesa…Sí me llamó la atención el vocablo txuntxun:
      “Su influencia llega a todas las comarcas del país. La única salvedad la tenemos en Zuberoa, donde se utiliza una variante compuesta por el dúo txirula-txuntxun (una flauta menor de la misma familia y un salterio largo y fino utilizado para acompañar al ritmo).”
      Y también la trikitixa, una especie de acordeón.
      ¿He cometido algún error con los vocablos en euskera? No te cortes si es el caso…
      Otra cosa, la información sobre estos instrumentos no es que sea abundante precisamente.
      Quiero preguntarte por mera curiosidad si se pronuncia danbolin con acento en la i, palabra aguda, y ya de paso si en euskera existen acentos, juraría que no.
      El sonido de la txalaparta es maravilloso, al ser madera y sonar casi a hueco, ya te dije que tenía este tema en reserva desde hacía meses.
      Hay un instrumento que suena maravillosamente y que se llama marimba, éste sí que se parece más a un xilofono, hablé de él porque lo utiliza una formación llamada The The en un tema llamado Uncertain Smile. Si te apetece buscar la entrada…

      Le gusta a 1 persona

      • lunapaniagua dijo:

        Sí, la verdad que a mí también me resulta muy interesante ver cómo se han extendido algunas cosas, y en cada sitio lo hacen suyo.
        Yo no digo danbolin, yo digo txistu y tanboril. El euskera varía mucho de un sitio a otro, aunque se mantenga la estructura cambian palabras incluso en lugares cercanos. Nosotros decimos danbolina (la a final en euskera es el artículo y la palabra la lleva siempre excepto con numerales o demostrativos) a un cilindro con agujeros y una manivela, que se pone en el fuego para asar castañas.
        No se ponen tildes (creo que es a lo que te refieres) pero sí hay acentos. Aquí danbolina se acentúa en la i, yo creo que los que usan danboril como tanboril también.
        Como te veo interesado 🙂 te cuento que tampoco hay “v”, que se escribe n antes de p y b, y que en vez de ch hay tres letras: tx, ts y tx, se pronuncian diferente pero ninguna exactamente igual que ch.
        Luego busca esa entrada, ya me ha picado la curiosidad…

        Me gusta

        • Muy curioso todo lo que me explicas, e interesante. Un día hablaba con una bloguera del bable o asturiano y me decía lo mismo que tú dices: Que variaba mucho incluso en distancias pequeñas y entre poblaciones, al existir tantos pequeños valles, algunos un poco aislados. Muy interesante lo de la a final como artículo, también lo de n delante de p y b. Lo de los fonemas tx, ts y tx no me sorprende en absoluto. Es gracioso lo del cilindro para asar castañas.
          Lo que ocurre es que los idiomas siempre me han interesado mucho. Claro que en todos ellos hay acento tónico y a veces no necesariamente gráfico, o tilde, como sucede en el inglés.

          Le gusta a 1 persona

          • lunapaniagua dijo:

            También ocurre con el gallego. Por lo que me han contado se ha hecho como aquí, unificarlos y sacar un idioma “nuevo”, euskera batua, que es el que se aprende. Luego es curioso, porque los euskaldunzaharras (lengua materna euskera) entienden el batua y se entienden entre ellos, sean de dónde sean, pero los que aprenden batua, solo entienden ese hasta que hacen oído. El euskera también es un idioma muy antiguo, hay muchísimas palabras que no tienen traducción, y también muchas nuevas, que van surgiendo según la necesidad. Eso también pasa con el español, obvio, palabras como disco duro, pero en euskera más.

            Me gusta

            • Caramba, no tenía ni idea de esto del idioma “nuevo” o euskera batua, vendría a ser como el idioma standard. Como en realidad las lenguas son algo absolutamente vivo y cambiante, en plena evolución, es lógico que en casi todas partes se opte por sacar una gramática e intentar unificar tantas variantes, esto pasó con el catalán, y a pesar de ello ese carácter vivo de los idiomas se resiste a que los encasillen o les saquen una foto fija, por decirlo así. Muy interesante, supongo que un ejemplo célebre será lo del chino mandarín. Es lógico las explicaciones que das sobre los que saben euskera de base y los que se apuntan desde el euskera batua.

              Le gusta a 1 persona

    • Otra cosa…esa definición poética de la txalaparta, lo de las patas del caballo golpeando la pradera, la verticalidad golpeando la horizontalidad, me ha ganado totalmente. Y joder, que me olvidé una pregunta importante: ¿Les conocías ya? Porque por todas esas conexiones con lo vasco parece que en Euskadi son bastante populares…

      Le gusta a 1 persona

  2. marguimargui dijo:

    No sabía nada de este grupo, solo el nombre.
    Que bonito homenaje al abuelo y que bien aprovechado.
    Empaparse de las raíces de uno te lleva a la gloria.
    Que chula la historia del grupo
    Un beso

    Me gusta

    • Gracias Margui. Pues te pasó un poco como a mí, ya digo que fue gracias a ese spot con Messi que les oí por primera vez. Después empecé a verlos hasta en la sopa, jajaja, en televisión por ejemplo, y empecé a escuchar sus 2 discos. De hecho en julio han pasado por un festival en Barcelona, y me los perdí.
      Es verdad, es muy chula la historia del grupo y lo del manuscrito del abuelo, me produce admiración esa enorme tradición en sitios rurales o en comunidades como la vasca u otras del norte de España. Quiero decir, cuando salimos de las grandes urbes, porque yo soy un urbanícola en gran medida, por desgracia. Las raíces son importantes.
      Ya sabes…a escucharles toca, me alegra si gracias a mí ahora sabes unas cuantas cosas.

      Le gusta a 1 persona

  3. Raúl dijo:

    Me he quedado alucinado con esta entrada y con los comentarios tuyos y los de lunapaniagua, ¡menuda lección de antropología musical! Me suena que uno de los primeros grupos vascos de rock que utilizó la txalaparta fue Negu Gorriak. Saludos.

    Me gusta

    • Es verdad, no había caído en ese pequeño “detalle”: Te digo muchas veces que eres una especie de arqueólogo musical y aquí estoy haciendo todo un ejercicio de antropología musical. Aunque investigación y profundizar son las palabras que tengo en mente al dar cuerpo a entradas así. Muy chulo averiguar cosas sobre el txistu o la txalaparta. Y los comentarios de Luna son impagables y todas esas reflexiones sobre el euskera y las lenguas.
      ¿Conocías algo del repertorio de este grupo?
      Oye, te voy a hacer una pequeña “confesión”, porque después de acabar la entrada me entró un poco “el pánico”, jajaja. Caí en la cuenta de que en ningún lugar se asegura que en Follow se esté utilizando una txalaparta. Miré críticas del LP y del tema, así que no estoy 100% seguro, aunque mi opinión es que sí. Pero ya me entró la duda, porque ese sonido como a hueco o xilofono podrían ser perfectamente sintetizadores. De hecho es un tema muy percutivo y rítmico y es difícil precisar. ¿Tú qué opinas, suena el instrumento en Follow o no? La raíz de esta duda me ha venido de ver el tema en directo: Ellos tienen una txalaparta sobre el escenario, muchas veces, pero no la usan en este tema. De todas maneras sería una cuestión secundaria, lo innegable es su conexión vasca y todo ese asunto de los instrumentos.
      Ah, y Negu Gorriak…tan solo me suenan de nombre, no creo haberles oído, aunque todo es posible. Gracias por el apunte.

      Le gusta a 1 persona

      • Raúl dijo:

        La verdad es que son entradas muy gratificantes y generalmente se aprende bastante mientras las preparas. Este grupo me sonaba por el vídeo de Messi (por cierto, soy madridista pero reconozco que es el mejor …), pero poco más. Es muy difícil de saber con tanta percusión, además en estudio pueden hacer cualquier cosa con los medios técnicos que existen en la actualidad. En esta versión en directo (Crystal Fighters – Follow (Live for Cardinal Sessions)), muy sencilla pero muy buena, sólo utilizan un cajón; y en ésta (Lowlands 2013 – Crystal Fighters – Follow) tampoco sacan la txalaparta; pero en ésta (Bilbao BBK Live 2014 Crystal Fighters), precisamente en el País Vasco, en Bilbao, me ha parecido ver la txalaparta en el escenario, aunque no la utilizan en la canción. Por cierto suenan fenomenal en directo.

        Me gusta

        • La verdad es que la canción en sí misma es un puntazo, toda una fiesta que invita a brincar y bailar. Muchas gracias por la investigación, y de hecho los vídeos en vivo en Lowlands -que me parece buenísimo- y el del BBK son en los que me apoyé para fijarme, y algún otro. No los incluí a posteriori, aunque estuve a punto, para no hacerme cansino. El que no había visto es el acústico del Cardinal Sessions, es éste el que me lleva a pensar lo bueno que es el tema (a veces un tema hay que desnudarlo y ver si sale airoso él solito). Y en Bilbao Marongiu ahí a la batería dos meses antes de morir…estas cosas me dan escalofríos, la verdad.
          Bueno, queda la incógnita de la txalaparta, puede que las notas iniciales no sean pero sí aparezca entre la percusión. Por cierto, me pareció ver un vídeo donde se toca la txalaparta -otros artistas- con Carlos Núñez colaborando, pero después busqué y parece que nada.
          Sabía que eres madridista, hace tiempo que lo sabía, un día te leí un comentario en algún blog, jejeje…

          Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s